sábado, 26 de marzo de 2011

Princess of Mars (2009)




Edgar Rice Burroughs fue un escritor estadounidense celebre por sus obras literarias. Entre las más celebres, pueden destacarse Tarzán, y en menor medida, su serie de películas ambientadas en Marte, con el personaje John Carter, un soldado de la Confederación que de algún modo termina en Marte, como personaje principal. De Tarzán, ha habido adaptaciones a rabiar de todo tipo. De la saga marciana, casi ninguna. Pero la historia sirvió de inspiración para la más grande aventura de ciencia ficción: Star Wars. Más aquí en el tiempo, fue uno de los pilares argumentales con los que James Cameron hizo Avatar.

Los muchachos de The Asylum son unos productores abocados al "mockbuster", versiones baratas y bastante berretas en general de las megaproducciones hollywoodenses. Arrancaron adaptando películas modernas, aunque ahora es ya casi una costumbre que la mayoría de las grandes producciones tengan su versión en "mockbuster". La mayoría de las películas distan mucho de ser productos admirables. Ante el estreno de "Terminator: Salvation", contraatacaron con un desastre llamado "The Terminators", y ante el estreno de la Sherlock Holmes de Guy Ritchie, se despacharon con un Holmes que pelea contra... dinosaurios y krakens.

Hete aquí que se estrenó Avatar. ¿Y cómo podían los muchachos del asilo aprovechar eso? Pues hicieron su versión de la primer historia de la saga marciana, "A Princess of Mars". Sin contar con el presupuesto holgado que tuvo James Cameron, ni el cuantioso reparto, intentaron contar la historia. Y medianamente lo lograron. Transcurre entre efectos especiales flojos, y otros no tan flojos. Pero ninguno es bochornosamente aberrante.

Lo que sale a la vista es, una vez que John Carter (que no tiene nada que ver con el personaje de Noah Wyle en ER) cae en Marte, que lejos de parecer de una producción holgada, la estética de la película es muy reminiscente a la Flash Gordon de principios de los '80. Se nota la falta de presupuesto, pero se disimula bien. Y sobre todo, logra que uno mire entretenido.

El reparto, ya dijimos, no es cuantioso, y tampoco es multiestelar. En lugar de Sam Worthington, el que toma la posta es Antonio Sabato, Jr. Este muchacho italiano hizo su carrera en el cine de video yankee sin levantar mucho la perdiz. Es bastante duro pero tiene todo el carisma que a Worthington le falta. Y aquí demuestra estar a la altura de la película que protagoniza: basta ver como, visto que no había presupuesto para hacer una criatura en CGI que empujara una carreta, ni para siquiera filmar un plano de una carreta, es el mismo Sabato quien mueve lo que sería la carreta para generar la ilusión de movimiento.

Acompañando, la mítica ex-actriz porno Traci Lords, ya algo crecidita, aparece interpretando a la princesa del título, vestida casi igual que otra princesa de la ciencia ficción: Leia. Claro que aquí los chicos del Asylum tienen excusa, porque la inolvidable bikini de Leia estaba sacada de... "A Princess of Mars." Como detalle, se puede mencionar que Pixar tendrá su versión a todo trapo, con Taylor Kitsch (el Gambit de X-men Origins: Wolverine) como John Carter, y un reparto que incluye a Mark Strong, Willem Dafoe, Dominic West y hasta Johnny Yong Bosch.

Últimamente venía pensando en esta película, de ahí que la haya posteado. Más allá de que es dentro de todo bastante nueva, me parecía adecuada para este rincón. Pero como dificilmente vaya a tener una edición nacional (al igual que las demás pelis del Asylum), no veo porque no.


Contraseña: CLAB

2 comentarios:

  1. Tengo ganas de ver lo que están preparando en serio de John Carter of Mars.

    Me fascinaban las ilustraciones que veía de Frazetta sobre el personaje. Si en Conan el Bárbaro JOhn Milius quiso captar la atmósfera de las ilustraciones de Frazetta para el personaje, y salió una pedazo de obra maestra, espero que el director que sea que se encargue de John Carter of Mars se fije en lo mismo.

    ResponderEliminar